publicidad
  18/07/2012

18Jul

El inesperado gambito por el que Paul Maritz abandonaría la posición de CEO de VMware, dejando el puesto a Pat Gelsinger, hasta ahora VP de EMC, deja demasiados flecos y pistas contradictorias. Vamos a suponer que la noticia es cierta, puesto que la ha avala el Wall Street Journal, pero la pura verdad es que hasta anoche no había comunicado oficial. Ocurre cuando falta poco más de un mes para VMworld en Las Vegas – y tres meses para su edición europea en Barcelona – eventos en los que la compañía despliega sus armas estratégicas.

De puertas afuera, no se conocían discrepancias entre Maritz y EMC, que controla el 80% de VMware, y por tanto no parece que su salida sea conflictiva. Por otro lado, llama poderosamente la atención, porque hasta ahora se daba a Gelsinger  por candidato principal a la sucesión de Joe Tucci como CEO de EMC. ¿Hay que interpretar que los tiros van por otro lado?

Durante su carrera en Microsoft, Maritz alcanzó el estatus de virtual número tres, si es que tal rango existe. Ahora se conjetura que a) pasaría a ocupar un alto puesto directivo en EMC (que, lógicamente, no podría ser inferior al que ha desempeñado Gelsinger), o b) se encargaría de dirigir una nueva compañía segregada, que se formaría con activos de VMware (CloudFoundry) y de EMC (Greenplum) con el fin de desarrollar un denominado Proyecto Rubicon, cuyo solo nombre sugiere que se trataría de cruzar las fronteras del almacenamiento y la virtualización, dentro de las cuales se habían movido hasta ahora.

La idea que subyace en esa supuesta intención – tampoco confirmada – es la oportunidad de crear una compañía con capacidad suficiente para competir con la oferta de plataformas cloud de Amazon, Microsoft y Google [ninguna de las tres utiliza hardware de EMC ni software de VMware]. Veamos: si el CEO de una compañía muy rentable salta a un supuesto segundo plano para dirigir una spin off, y para dirigir la que aquel deja “desciende” el presunto número dos de la empresa que la controla, lo menos que puede decirse es que la iniciativa ha de tener una gran ambición. Veremos.


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2020 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons