publicidad
  29/01/2014

29Ene

A simple vista, la cantidad que VMware pagará por AirWatch parece alta, por no decir excesiva, pero toda oportunidad tiene un precio. 1.540 millones de dólares es más de lo que ha pagado por Nicira y lo que entonces pareció mucho dinero, hoy aparece justificado. La especialidad de AirWatch se define como MDM (mobile device management), que es una sigla más precisa que la trajinada BYOD (bring your own device), con un fuerte componente de seguridad. Aun así, la suma sigue siendo alta por una empresa que este año espera facturar 75 millones de dólares, aunque tiene 1.600 empleados en nueve oficinas en varios países.

La compra encaja en el giro que Pat Gelsinger ha impreso a VMware desde que tomó el mando de la compañía, en setiembre de 2012. Aunque sigue dominando con holgura el mercado de la virtualización, VMware empieza a sentir los efectos de la competencia de Microsoft y de varios rivales originarios de open source. Hasta ahora, su actividad estaba alejada del usuario final, y sólo su Horizon Suite la emparentaba con el auge de la movilidad.

La incorporación a VMware de Sanjay Poonen, como vicepresidente y director general del área end-user computing ha cambiado esa perspectiva. Procedente de SAP – donde ocupó la plaza dejada por John Chen, hoy CEO de BlackBerry – Poonen ha declarado que AirWatch es una apuesta ganadora: «por sí sola, VMware podía hacerse fuerte en el desktop, pero nos faltaba tener un conocimiento suficiente en el campo de la movilidad; AirWatch tiene mucho que aportar tanto en uno como en otro». En un briefing con periodistas, durante el VMworld de noviembre, el directivo – que llevaba sólo tres meses en la compañía – nos dijo más o menos lo siguiente (transcribo mis notas manuscritas): «en muchas empresas nos encontramos con que la figura del CIO se ha desdoblado en dos funciones; una es el clásico responsable de la infraestructura, con quien VMware tiene costumbre de tratar, mientras que la otra, de creación reciente, se ocupa de los usuarios finales, de la gente que trabaja con el entorno Windows pero, cada vez más, con iOS y Android».

A pesar de haberlo intentado por distintas vías – esto no lo dijo Poonen, pero estaba implícito en su fichaje – VMware no ha conseguido construir una plataforma de virtualización de móviles. AirWatch puede facilitar esa tarea, tal como la absorción de Nicira le ha permitido ampliar su alcance a la virtualización de las redes.

Lo anterior no responde la pregunta ¿por qué AirWatch? Un analista de Forrester escribía hace poco: «quien compre AirWatch será catapultado de inmediato a una posición relevante en el mercado de la movilidad en las empresas». Es posible que el precio refleje el interés de algún otro comprador potencial. Citrix compró Zenprise hace un año, y ha añadido Framehawk a su establo; otro especialista, MobileIron, es mencionado como candidato a recibir una oferta. No hay muchas alternativas en el mercado del software MDM, que Gartner estima en 1.600 millones de dólares.


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2021 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons