publicidad
  23/03/2011

Si la nube no viene a BlackBerry…

Se acabaron las quinielas sobre la fecha de lanzamiento real de Playbook, la tableta compañera de BlackBerry: será el 19 de abril en  Estados Unidos, y en  junio en Europa. Es una información que RIM, su fabricante, se ha  guardado mientras continuaba arropando la novedad para soportar la inevitable comparación. Porque Playbook es un dispositivo concebido para el usuario de empresas, que recoge muchos rasgos del mercado de consumo. A esta buscada dicotomía responden el anuncio de nuevos servicios cloud y el acuerdo con Microsoft para incorporar las funciones de Office 365 en smartphones y tabletas; de hecho, RIM lleva meses sin ningún producto nuevo en el mercado.

Playbook se dirige, primariamente, a los millones de usuarios de BlackBerry, cuya fidelidad ha resistido a muchos cantos de sirena. En Estados Unidos, la versión de 16 Gb se venderá a 499 dólares – el mismo precio que el iPad – en miles de puntos de venta, y RIM ha cerrado acuerdos con AT&T y Verizon, lo que en principio promete un volumen importante.

Pero la noticia más llamativa de la semana no es esa, con perdón. Microsoft y RIM anuncian un acuerdo por el cual Office 365, suite de productividad online de la primera, será accesible en los dispositivos de la segunda, y se basará en un modelo de suscripción que permitirá a las empresas disponer “en la nube” de versiones siempre actualizadas de Office, SharePoint, Exchange y Lync [añádase a cada uno el apelativo Online]. Se interpreta que BlackBerry Enterprise Server conectará “de nube a nube“ con los servidores de Microsoft para que los datos correspondientes estén disponibles en las blackberries de los usuarios. Playbook, por su parte, podrá desplegar esos datos – encriptados en el smartphone – mediante un servicio llamado BlackBerry Bridge.

Y aún hay más. Antes de que acabe el año, RIM lanzará tres nuevos servicios cloud: BB Protect (solución de seguridad hasta ahora en beta, que protege en remoto el dispositivo y su contenido), BB Management Center y BBEnterprise Service (estas dos para que las pymes y las grandes empresas puedan gestionar los dispositivos de sus empleados desde la nube. Una función llamada BB Balance, permite gestionar la separación entre los datos de empresa y los personales en un mismo dispositivo. En cuanto a Office 365, la suscripción será gratuita (más el coste del servicio de BlackBerry), en lugar de los 10 dólares (más el coste, etc.) por usuario/mes que Microsoft cobra actualmente por la versión anterior, BPOS.

Esta acumulación de iniciativas es explicable porque la posición de BlackBerry en el mundo empresarial ya no es tan confortable como tiempo atrás: los adversarios acechan ese jugoso mercado, pero no le falta capacidad de reacción. La combinación entre sus smartphones y su tableta Playbook, junto con la nueva oferta cloud son bazas que RIM ha de jugar con inteligencia. Jim Tobin, VP de la empresa canadiense, ha dicho a Bloomberg que el pacto con Microsoft le permite esperar que una cuarta parte de los grandes clientes corporativos usarán sus servicios cloud hacia finales de año y la mitad en 2012.

Llevando el análisis un paso más allá, se diría que RIM empieza a aceptar que a medio plazo tendrá que reducir su dependencia con respecto al hardware propio (el 81,6% de los ingresos), y poner más el acento en el software y los servicios, que en realidad son su diferencial. Llegando, quizás, a la eventualidad de abrirlos a otras plataformas. Cualquiera que estudie un poco las cuentas de la compañía puede hacer este cálculo grosso modo: ingresa anualmente unos 300 dólares por cada nuevo dispositivo que vende y unos 60 dólares por suscriptor activo, por lo que, sobre un ciclo de tres años, extraería 480 dólares, o 160 dólares por año, a cada suscriptor. Por cierto, a finales del trimestre cerrado en noviembre, tenía 55 millones de usuarios activos.

Los representantes de la compañía rehusan comentar el rumor acerca de la intención de permitir que su servicio de mensajería BBM sea accesible en otras plataformas. Según esa versión, RIM estaría dispuesta a ofrecer a los usuarios de Android (y eventualmente, de Apple) una versión recortada de este servicio, que está teniendo tanto éxito que ha bajado el perfil de edad del usuario medio de BlackBerry. Otra versión menciona confusamente la posibilidad de aceptar aplicaciones Android en Playbook. Ya se verá.

Mañana, jueves 24, RIM anunciará sus resultados, y los analistas se han puesto a la tarea de estimarlos por anticipado. Según la media – mal llamada consenso – de estos profesionales, los beneficios habrían crecido un 30% sobre igual período de 2010, con un aumento del 38% en los ingresos. Aunque Blackberry pierde cuota en Estados Unidos, sus ventas internacionales están disparadas: los analistas pronostican 14,7 millones de smartphones vendidos (medio millón más que en el precedente y cuatro millones más que un año atrás), y la adición de otros 5,2 millones de suscriptores en el último trimestre. Tantas buenas noticias no han ablandando el corazón de Wall Street; la cotización de RIM no está por las nubes, ni mucho menos: ha bajado un 20% en los últimos doce meses.


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2021 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons