publicidad
  3/06/2010

Atención: HP está cambiando

Durante años, toda empresa que quisiera reducir sus costes de sistemas de información, tenía un camino unívoco, externalizarlos. Pero ahora Hewlett-Packard predica que el camino es la automatización, lo que no contradice lo anterior pero introduce una inflexión importante en su estrategia. Tan importante como para convocar una conference call a las 5,30 de la mañana (hora del Pacífico), justo antes de la apertura de Wall Street. No parece que el anuncio justificara el madrugón, pero tiene miga: HP invertirá 1.000 millones de dólares en reestructurar sus centros de datos, pero sus accionistas merecen saber que el dinero saldrá de una reducción neta de 3.000 empleos.

Ann Livermore

Ann Livermore

La compra de EDS, en 2008, por 13.100 millones de dólares, convirtió a HP en la segunda compañía de servicios informáticos. Los ingresos de la división Enterprise Services se mantienen prácticamente estables desde el inicio de 2009, pero en el trimestre más reciente, aportó el 28% de las ventas y el 40% del beneficio operativo de la compañía. La importancia de revitalizarla se argumenta por sí misma.

HPservices2Q10

Si bien la integración de ambas organizaciones de servicios impuso un recorte inicial de 24.000 empleos en las filas de EDS, que mejoró rápidamente sus beneficios, en lo que va de 2009 estos se han estancado. Queda pendiente la tarea de reorganizar la infraestructura heredada, en la que abundan centros de datos que fueron de clientes, asumidos como contrapartida de contratos de outsourcing, que hoy se consideran dispersos, obsoletos o subutilizados.

De esto trata la segunda fase de la integración de EDS, anunciada el martes por Ann Livermore, vicepresidenta de la división: “pensamos que un rasgo característico de los próximos cinco o diez años será el uso intensivo de la mejor tecnología disponible para automatizar la prestación de servicios”. Según Livermore, HP cuenta con el hardware y el software más eficientes, que requieren un menor número de técnicos para la supervisión de operaciones, asignación de cargas de trabajo y resolución de problemas, funciones que se pueden hacer automáticamente, con ganancias de tiempo y costes.

Los primeros comentarios han subrayado que la externalización de puestos de trabajo es una tendencia inexorable, pero las ventajas de costes dependerán cada vez menos del “arbitraje de mano de obra” (eufemismo que evita hablar de “deslocalización”) y cada vez más de la calidad de la tecnología. Todo lo que tienen que hacer (sic) los proveedores de servicios, con IBM y HP en primera fila, es convencer a sus clientes del beneficio que obtendrán si utilizan sus plataformas estandarizadas, en lugar de prolongar la vida de sus sistemas diseñados más o menos a medida.

Livermore evitó que el anuncio fuera interpretado como una promoción de los planes de HP en materia de cloud computing: “hoy no hablaremos de nuestra oferta en la nube – dijo – sino de la consolidación de datacenters, plataformas de gestión, redes, herramientas y aplicaciones, para dotarnos de una infraestructura automatizada al servicio de nuestros clientes”.

Tan ambicioso programa requerirá una inversión plurianual de 1.000 millones de dólares, cifra que es lo bastante grande como para inquietar a los accionistas más temerosos del ciclo. Para financiar el esfuerzo, HP prescindirá de 9.000 puestos de trabajo, cuyas características se ajusten menos al propósito enunciado; en compensación, se contratarán 6.000 personas, con lo que la pérdida neta de empleo será de 3.000, sólo el 1% de los 304.000 que la empresa tenía en nómina al cierre del ejercicio 2009. El resultado de la operación sería un ahorro de entre 500 y 700 millones de dólares a finales de 2013. La siguiente imagen resume la presentación:

nuevo


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2021 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons