publicidad
Advertisement
  28/02/2012

Japoneses a prueba de agua

No es costumbre de este blog comentar productos, a menos que reflejen una nueva tendencia o pongan de manifiesto una estrategia. Pero la reaparición en Europa de dos marcas japonesas de móviles pertenece a esta categoría: Fujitsu y Panasonic han entendido que su mercado nacional se les achica por la irrupción de marcas foráneas y, en consecuencia, presentan estos días en el Mobile World Congress sus smartphones de alta gama, que van a comercializar en Europa a mediados de año. Son de alta gama por el precio (pero no de lujo), y también por la adición de rasgos un punto insólito, como la cualidad de sumergibles – waterproof – en los que, por alguna razón, coinciden ambas marcas.

En los años 80, muchos pensaban en Europa que los móviles eran algo muy propio de la sociedad japonesa, que ya entonces tenía altas tasa de penetración. En efecto, iba por delante del mundo, como resultado de la política del operador hegemónico, NTT DoCoMo, que sometía a los fabricantes financiando el desarrollo de tecnologías no exportables. A la postre, esa dependencia sería un freno a la innovación. Sony rompió el cerco, uniéndose a Ericsson, pero la alianza daría muchos tumbos hasta romperse. Panasonic optó por retirarse de Europa en 2006 [justo en el momento de explosión de la 3G] mientras Sharp se acomodaba a contratos de marca blanca. Fujitsu, que controla una quinta parte del mercado japonés, no veía mucho interés en desarrollar una estructura para vender fuera.

La llegada de Apple acabó con esa autocomplacencia: en un mercado saturado (122 millones de usuarios, el 98% con tecnología 3G), el iPhone ha conquistado el 10% de cuota; a su rueda entró Samsung, mientras las tiendas de Akibahara se abarrotaban de móviles chinos baratos. Entonces ¿por qué no probar otra vez en Europa? En el peor de los casos, elevarían la masa crítica que no progresa en Japón, y Android aporta una solución que evita los dolores de desarrollar un software propio.

Pinchar imagen

Pinchar imagen

Para su retorno a Europa, Panasonic ha creado una estructura ad hoc, que concentrará sus negocios de sistemas de comunicaciones, redes y móviles. El nombre del primer smartphone, Eluga, no será muy eufónico, pero tiene significado: ELegant User Gateway. Laurent Abadie, presidente de Panasonic Europa , estima que en el próximo año fiscal (abril 2012-marzo 2013) pueden vender 1,5 millones de unidades en los mercados europeos, y tiene expectativas de llegar a 15 millones en 2016.

Eluga es un smartphone esbelto, con sus 7,8 mm. de perfil y 103 gramos de peso, tiene una pantalla de 4,3 pulgadas que ocupa dos terceras partes de la superficie y lleva una cámara de 8 mpx. Viniendo de donde viene, es natural que pueda usarse como control remoto de otros dispositivos, como un televisor, un reproductor Blu-ray o una cámara digital mediante su chip NFC, y permite transferir fotos a ´la nube´; cuenta con un modo de ahorro de energía del que Panasonic se declara orgullosa. Pero lo más llamativo es su robustez, porque además de resistente al polvo se puede sumergir hasta 1 metro bajo el agua durante 30 minutos.

Pinchar imagen

Pinchar imagen

El planteamiento de Fujitsu es diferente, pero coincide con Panasonic en un punto: presenta un smartphone a prueba de agua, característica que también tendrá una nueva tableta. La nueva familia de móviles se lanzará este año en Europa “dependiendo de las negociaciones con los operadores”, declaró el director de la división, Robert Pryke. “2012 será un año clave para el mercado europeo por la inminencia de la telefonía LTE y el fuerte crecimiento que está teniendo Android”.

Aparte de la obsesión por una eventual caída del móvil en el retrete, algunas de las nuevas ideas de Fujitsu son asombrosas: perfil de 6,7 mm, cámara de 13 mpx, reducción de ruido y optimización de la pantalla, entre otras. Por ejemplo, una tecnología biométrica que recoge datos de los sensores del aparato para identificar los movimientos corporales con fines de seguridad. Fujitsu no ha facilitado ninguna proyección de sus ventas potenciales, pero estos lanzamientos son coherentes con una estrategia de oferta de soluciones verticales a las empresas.

Efectivamente, 2012 será un año clave en los mercados europeos, en los que las ventas de smartphones el año pasado crecieron un 12%, que no estaría mal si no fuera porque en el total mundial han crecido un 58%. No lo tienen fácil los fabricantes japoneses recién llegados porque, tal como advierte Carolina Milanesi, analista de Gartner, “[…] son mercados saturados y muy competitivos. Cómo conseguirán hacerse un hueco para crecer, es un misterio para mí”.


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2019 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons