publicidad
  11/09/2012

Los híbridos jubilan a los netbooks (1)

Fue bonito mientras duró, se habrán dicho Acer y Asus, que durante años han sido grandes valedores de los netbooks. Según Digitimes (Taiwan) ambas preparan la muerte de la controvertida categoría. El CEO de Asus, Jerry Shen, lo ha confirmado al declarar que dejará de producir la serie EeePC, debido al impacto que han tenido las tabletas y los ultrabooks, entre ellos los de su propia marca. Acer no ha sido tan explícita, pero ya dejó pasar Computex sin anunciar ningún modelo de la familia Aspire One – la más vendida en su tipo – y desde entonces sus planes van en otra dirección. Fabricantes como Toshiba, Dell y Samsung, han dejado de hablar de este segmento hace tiempo.

Aun así, la vida de los netbooks podría prolongarse artificialmente, tirando los precios, si se confirmara la disposición de AMD a suministrar chips baratos en sustitución de los Atom de Intel. De hecho, el Aspire One 725, último anunciado por Acer, lleva un procesador AMD C-60 Fusion. En todo caso, la maniobra serviría para mantener un cierto flujo en mercados subdesarrollados no preparados para un salto de precio que parece inexorable.

A esto se ha reducido la pregonada “muerte del PC”: a la eutanasia de su segmento inferior. Pero no todo se explica por las tabletas: a su manera, Intel ha contribuído al óbito al promover procesadores con más rendimiento (y más caros), que desalojan del mercado a los Atom de baja gama. Intel propulsa vigorosamente el concepto de ultrabook.

También influye la aparición de Windows 8. En sus inicios, los netbooks fueron un instrumento para que Microsoft consolidara posiciones, pero con el tiempo pasó a verlos como una rémora, que prolongaría la vida de Windows XP. Ahora llega Windows 8, un sistema operativo híbrido, que aspira a funcionar tanto en portátiles como en tabletas, con ratón y teclado o con interfaz táctil, y tanto con chips x86 como ARM.

Esta hibridez es fundamental para entender los movimientos de los fabricantes: en la práctica, un dispositivo híbrido podría verse como una reinvención del netbook con más funciones y un formato más elegante. Y pueden tener más diversidad porque no están, como los netbooks, constreñidos por las normas impuestas por Intel para que no deprimieran su negocio convencional.

Decenas de máquinas que responden a los apelativos ´híbrido`o ´convertible`se dejaron ver en la feria IFA de Berlín, a finales de agosto. No hubo demostraciones reales, ni las habrá hasta por lo menos el 26 de octubre, fecha oficial de lanzamiento de Windows 8 y Windows RT, sus dos sistemas operativos. Se confía en que sean un revulsivo para la demanda.

Ha habido PC portátiles, all-in-one, convertibles y tabletas, con distintos formatos y mecanismos de ensamblado. Pero ninguna de las tabletas que se anunciaron en Berlín ha sido diseñada para seguir la huella del iPad. Puede interpretarse como un signo de prudencia, pero responde a los intereses de Microsoft, que en esta etapa prefiere poner énfasis en las aplicaciones de productividad. Tiene lógica esta actitud: Microsoft ve las tabletas como un nuevo formato de PC, y en consecuencia su objetivo es abrir una senda para la migración de usuarios de PC; si lo consigue, su base seguirá viva y crecerá. En contraste, Apple ve el iPad como un nuevo tipo de dispositivo para actividades no directamente relacionadas con los usos característicos de un PC o un Mac [en este sentido, el iPad se dirige a usuarios poco o nada intensivos de PC].

Pinchar imagen

Pinchar imagen

Samsung ha sido la marca que con más ahinco ha tratado de presentarse como líder en esta evolución. Aprovechó su potente presencia escénica en IFA para lanzar un aluvión de nuevos productos. Entre ellos, el primer smartphone Windows Phone 8, Ativ S. El nombre resulta soso, pero tiene importancia porque comulga con la idea de una plataforma coherente, junto con otros dispositivos: Ativ SmartPC y SmartPC Pro, ambos con Windows 8, y Ativ Tab, tableta con Windows RT en dos modelos.

Samsung difumina la frontera entre laptops y tablets con los nuevos Slate PC de las series 5 y 7. Se trata de híbridos con pantalla táctil y teclado separable, además de un puntero, el mismo que se ha popularizado con el primer Galaxy Note. También se presentó un portátil Windows 8, que añade pantalla táctil a las características de la existente serie 5.

Continuará


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2019 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons