publicidad
  14/03/2014

Michel Combes

Consejero Delegado de Alcatel Lucent

Una golondrina no hace verano, pero un año después de su fichaje como CEO (chief executive officer) de Alcatel Lucent, Michel Combes ha podido decir a finales de febrero, en el Mobile World Congress de Barcelona, que la compañía surgida hace ocho años de la fusión entre la francesa Alcatel y la estadounidense Lucent goza, por fin, de coherencia operativa. Y financiera: el último trimestre ha arrojado un beneficio de 134 millones de euros, revirtiendo las pérdidas de 1.500 millones doce meses antes. En consecuencia, la acción de AlcaLu lleva subiendo más de un 200% desde el hundimiento de 2012. La clave de bóveda se llama Plan Shift, que Combes elaboró y puso en marcha meses después de su fichaje.

Michel Combes

Michel Combes

La aplicación del plan implica un severo recorte de costes, más reducciones de plantilla y desinversiones en áreas que Combes no considera esenciales. Es una línea de acción que profundiza en la de su antecesor, Ben Verwaayen, destituído en febrero de 2013. Combes, que hasta el año anterior había dirigido las operaciones europeas de Vodafone, fue el CEO escogido.

En definitiva, el barco sigue achicando agua, pero navega y el capitán dice conocer el rumbo. Combes (Boulogne-Billancourt 1962) resume su estrategia con una fórmula simple: alinear la compañía con las grandes tendencias del mercado mundial. Durante el Mobile World Congress, mantuvo un encuentro con cuatro periodistas de distintas procedencias, entre ellos el autor de este blog. Una vez editado, el diálogo colectivo se transcribe a continuación.

Cada año se discute aquí de una cuestión sobre la que todos dicen estar de acuerdo pero reaparece al año siguiente: Europa necesita invertir más en infraestructuras digitales. ¿Qué opina desde su privilegiado mirador?

Si miramos Europa en su conjunto, vemos un círculo que relaciona inversiones y rentabilidad. Tenemos una enorme fuerza de innovación pero, por diferentes razones, la fragmentación entre ellas, el ecosistema digital es débil en Europa; más débil que en otras partes del mundo: la inversión de los operadores europeos en infraestructura es inferior a la de otros mercados. Por otro lado, la competencia entre ellos se ha basado en los precios, lo que redunda en baja rentabilidad y en definitiva en su menor capacidad de inversión. El círculo se ha hecho vicioso.

Alcatel Lucent está bien situada para comparar Europa con Estados Unidos […]

Esta mañana escuchaba al nuevo presidente de la FCC [la agencia federal de comunicaciones de EEUU] contar que Barack Obama le ha pedido que libere espectro para que con ese recurso adicional las compañías puedan innovar y desarrollar sus redes; las compañías nuevas o las existentes, pero con el objetivo de construir una infraestructura que soporte la economía digital. ¿Tenemos esa visión en Europa? Deberíamos tenerla, pero no la tenemos. Me parece bien que se proponga una Agenda Digital, y me parece mal que se acose a los operadores con propuestas como el precio único del roaming. Ya sé que sería bueno para los usuarios y probablemente bueno políticamente, ahora que se acercan las elecciones europeas, pero son visiones a corto plazo

Es decir, hacen falta inversiones […]

Hay muchas voces, y me sumo a ellas, que reclaman la necesidad de más inversiones en la economía digital. No quisiera insistir demasiado en este punto, pero mire lo que pasa en China, donde se vive una explosión del desarrollo de redes. O mire al resto de los países emergentes: todo el mundo está de acuerdo en que la inversión en redes es un asunto crítico para el futuro de la economía. Tenemos que escapar de nuestro círculo vicioso, esta es mi respuesta más corta a su pregunta.

Una discusión colateral tiene que ver con la consolidación entre los operadores europeos, que tampoco avanza. ¿La cree necesaria?

A veces me han dicho que un proveedor como Alcatel Lucent no debería estar a favor de la consolidación de sus clientes. La verdad es que mi opinión es la misma como ciudadano que como proveedor: lo que nos hace falta en Europa son compañías con la solidez necesaria para invertir; y para ser sólidas, han de tener tamaño, escala, lo que nos lleva a la cuestión de la consolidación. Hay más de 200 actores en escena, mientras en Estados Unidos o en China hay tres o cuatro operadores potentes.

¿Son los reguladores un obstáculo?

No me corresponde decirles lo que han de hacer. Si me pregunta qué prefiero yo, como CEO de Alcatel Lucent, pues prefiero que haya menos operadores pero más sanos, en lugar de tener dos centenares con recursos insuficientes para invertir. Estaría loco si respondiera que no hay que proteger las reglas de la competencia: en Estados Unidos hemos visto que es posible combinarlas con el estímulo de la inversión, por tanto es posible.

Durante años, los proveedores de infraestructuras han compensado la caída de márgenes de sus productos con la prestación de servicios gestionados […] Por su cara veo que no está de acuerdo con la premisa.

No del todo. En nuestro catálogo hay una cierta proporción de productos y otra de servicios. Probablemente tenemos márgenes algo más altos en los productos, pero no son ingresos recurrentes, y seguramente tenemos márgenes más bajos en los servicios gestionados, pero estos contratos generan ingresos durante años. Sé por qué lo pregunta: hace tiempo, dijimos que saldríamos parcialmente del negocio de servicios gestionados. En algunos de esos contratos no ganábamos dinero, por distintas razones: porque no habían sido bien negociados, porque las condiciones se pusieron difíciles, o porque sencillamente no éramos capaces de cumplirlos satisfactoriamente. Revisar cada uno de esos contratos es uno de los componentes del Plan Shift. Pero ahora, tras rescindir algunos de ellos, seguimos teniendo una mezcla bastante proporcionada de productos y servicios.

También se han retirado de actividades relacionadas con las empresas, y todavía no ha podido venderlas todas […]

Se refiere usted a actividades de TI, que son otra cosa distinta. Seguimos una evolución dual: del hardware al servicio, y del hardware al software. Lo que está relacionado con la virtualización de las redes, que ha sido un grandísimo tema de este Mobile World Congress, y es el primer factor que influye en nuestro mix de productos y servicios. Tenga en cuenta que el nivel de margen en cada uno de los componentes es diferente, que el nivel de capital a invertir es distinto y que el nivel de ingresos también es diferente.

No quisiera abusar de su paciencia con una pregunta técnica. Pero este año uno de los anuncios de Alcatel Lucent ha sido CloudRAN, como hace un par de años fue LightRadio […]

No se disculpe, es una pregunta pertinente. Le paso el turno a Philippe, el padre de la criatura [risas]

[toma la palabra Philippe Keyrer, chief strategy and innovation officer]. LightRadio fue un anuncio muy interesante hace dos años, quizás un poco prematuro y probablemente no bien explicado, pero ha marcado una buena dirección. Las small cells, como ahora CloudRAN, reflejan la evolución de las arquitecturas de red hacia una concepción de cloud distribuída, en la que se diluye la distinción tradicional entre redes fijas y redes móviles. Si pensamos un momento en la disponibilidad limitada de espectro, el único modo de optimizar la capacidad de las redes es distribuirla. Fuímos unos adelantados con LightRadio, y ahora estamos recogiendo los frutos. Creo que tenemos más de 70 contratos relaciones con esta tecnología.

A propósito de contratos, esta semana se han anunciado proyectos NFV (network functions virtualization) entre Alcatel Lucent y varios operadores.

[responde Combes]. Así es. con China Mobile, con Telefónica, con Deutsche Telekom, con NTT en colaboración con Fujitsu. No sé si hemos anunciado todos los acuerdos, así que perdone que no sea más explícito.

¿Cómo ve la evolución de sus clientes, los operadores?

Están en una fase de cambio, o de varios cambios a la vez. No sólo los de móviles. Están ganando importancia los de comunicaciones por cable. Luego están las grandes compañías de internet, que llamamos webscale: los Google, Facebook y demás, que se caracterizan por tener grandes centros de datos alrededor del mundo, y los están uniendo con sus propias redes, en algún caso para conectar directamente a sus usuarios.

¿Y los clientes corporativos?

Es un campo relativamente nuevo para nosotros. Las corporaciones, los bancos, las compañías de energía o de transporte, están ampliando sus redes, y necesitan que estas respondan a los mismos estándares de calidad de las de operadores [carrier-grade]. Ahí tenemos una línea de negocio sobre la que ustedes tendrán noticias pronto.

¿Cuál es el efecto de la nueva estrategia sobre los usuarios finales?

Un primer impacto es la capacidad de despliegue rápido de servicios y aplicaciones; en el mundo de las telecos tal como lo conocemos, si se quiere lanzar un nuevo servicio, uno puede tardar meses; si la red se virtualiza, bastará con unos días. El segundo es la escalabilidad: hace poco, en la Superbowl, la demanda de comunicaciones fue excepcionalmente alta, lo que exige tener preparada una enorme capacidad de acceso para prestar servicio durante las horas del evento, pero deja de ser necesaria a la mañana siguiente.

Eso tiene un impacto económico ¿Cuál es?

Si podemos virtualizar, podemos reasignar recursos en otras partes del territorio, no se necesita inflar desmesuradamente la capacidad para luego dejarla inutilizada. ¿Qué significa esto en relación con la inversión? Que en lugar de hacerla en función del pico de demanda, se puede invertir en base a la media y desplazar la capacidad resultante de un punto a otro según las necesidades. Tener esta posibilidad, también influye en la experiencia de los usuarios.

Alguien dijo esta mañana en una mesa redonda que los vendedores hablan demasiado de virtualización, pero se les puede interpretar de manera equívoca. ¿Qué responde usted?

No creo que hablemos demasiado, todavía. Como se ha visto en la virtualización de servidores, no quiere decir en absoluto que el hardware va a desaparecer, sino que podemos gozar de un equilibrio mejor. Hasta ahora, la configuración de las arquitecturas de red implica que si se quiere suministrar un servicio nuevo, hay que añadir más elementos de hardware. Con la virtualización, se puede hacer de manera inteligente y más barata. Lo siento, pero tengo que marcharme a una reunión… no todo está en la nube [risas].


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2019 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons